5 tipos de botellas para vino

Las botellas en las que se envasa un vino sirven para determinados fines dependiendo el líquido que se encuentre en su interior, y sus nombres provienen del lugar de donde se comenzó a usar. Esta vez en Concierto Enológico te platicaremos más sobre las características y las utilidades de 5 diferentes tipos.

 

  1. Bordelesa

Es la botella más común en emplearse. Permite el almacenamiento del vino en forma horizontal. También se le conoce como “clarete” o “frontignan”.

  1. Borgoña

Es el diseño más antiguo que se conoce. Presenta los hombros en pendiente, lo que le confiere un aire estilizado. Toma su nombre de la región francesa donde se creó.

  1. Rhin

Originaria de la zona del Río Rhin. Su forma es muy estilizada gracias a su altura y hombros en caída. Estas botellas suelen usarse para el vino blanco.

  1. Cava o champagne

Tiene hombros bajos y paredes gruesas. Cuenta con una oquedad en su base para resistir mejor la presión de los vinos espumosos.

  1. Jerezana

Es similar a la bordelesa, pero es una aportación española. Presenta un abombamiento en el cuello y un gollete en dos fases.

La evolución de un vino, en cuanto a envejecimiento y conservación, es más lenta a medida que aumenta el tamaño de la botella. Además, el color de la misma la protege de la acción de la luz, de ahí que los colores más oscuros se dedican a vinos que van a envejecer, y los más claros a los vinos blancos jóvenes para destacar su color. Brinda con una botella de Concierto Enológico y descubre de qué tipo es.

 

@mauricioneblina